Etiqueta: #Imaginación

#Ensoñaciones5 (Relevantarnos)

#Ensoñaciones5 (Relevantarnos)

Cuando una situación puede con nosotros y no logramos conseguir el objetivo que nos habíamos marcado, tenemos dos opciones: quedarnos parados esperando que la solución llegue a nosotros como por arte de magia y nos arregle la vida, o podemos relevantarnos.

De acuerdo, pero ¿qué es exactamente eso de #Relevantarnos? Pues me refiero a ese momento en el que tomamos la determinación de sobreponemos a los obstáculos que se nos presentan. Ante cada chasco, cada decepción o cada momento en el que no hemos conseguido aquello por lo que tanto hemos trabajado, no nos rendimos y lo seguimos intentando una vez más.

Hace mucho tiempo no me imaginaba yo que diría estas palabras, y mucho menos que las escribiría. Es posible que el tiempo y la vida se hayan aliado para enseñarme lo contrario de lo que pensaba hace años. Creo que se debe a la mala fama que tiene el #Coaching. Demasiados vendemotos que lo único que querían era sacarnos el dinero y hacernos perder el tiempo.

Hay frases que escuchamos en determinados momentos que nos acaban marcando de por vida. A día de hoy, si os soy sincera, no recuerdo bien la frase de la que os quiero hablar, ni quién la dijo, pero desde que la oí (tampoco sé deciros el momento exacto, solo que era bastante pequeña) el mensaje se me quedó grabado. Puede que al principio no le diera la importancia que merece, pero fue calando en mí hasta que la hice mía.

Lo que la frase venía a decir era que si cuando algo falla o no sale como queríamos, en lugar de concentrarnos en buscar responsables, nos concentramos en buscar qué podemos mejorar por nuestra parte, conseguiríamos tener en nuestra mano el poder de cambiar nuestra situación, o por lo menos intentarlo.

Con esto tampoco quiero decir que el resultado de todo lo que nos pase sea única y exclusivamente nuestra responsabilidad, pero es cierto que lo sí que está en nuestra mano es la forma en la que nos tomamos las cosas, por ejemplo. Por este motivo os animo a todos a reflexionar y a ver el lado bueno de equivocarse y cometer errores, ya que siempre se puede aprender y crecer como personas. Siempre podemos mejorar.

#Ensoñaciones4 (La venda invisible)

#Ensoñaciones4 (La venda invisible)

¿Habéis escuchado el dicho que dice «ver la paja en el ojo ajeno, y no ver la viga en el propio»? ¿Qué extraño objeto puede poseer semejante poder? Como su propio nombre indica, no se ve a simple vista, pero todos la llevamos puesta. Su principal particularidad es impedirnos ver con claridad, en determinados momentos y al tratar con determinadas personas.

Según el Centro Virtual Cervantes (CVC) el significado de esta frase hace referencia a que nos damos cuenta de los defectos ajenos con mucha facilidad, cuando los nuestros pueden ser mayores. Sin embargo, este no es exactamente el poder de la venda invisible. Esta nos enturbia el juicio, hace que no nos tomemos de igual manera una misma acción dependiendo de la persona de la que provenga.

Al ser una venda invisible habrá quien niegue su existencia, al igual que niega la existencia de la magia, como ya hemos comentado en las entradas precedentes. Ahora bien, de repente se activa y no nos deja ver lo que es evidente para otras personas. Y el tiempo que puede tardar la venda en volverse transparente dependerá de cada uno, pudiendo llegar a permanecer la persona cegada durante años, e incluso de por vida.

¿Qué es lo que hace que la prenda se active? ¿Por qué no somos capaces de sentir que la estamos llevando puesta? ¿Cómo se consigue uno quitar la dichosa venda de los ojos? ¿Acaso escapan sus poderes a nuestro control? ¿Es cosa de magia que vayamos tropezando una y otra vez con los mismos errores sin poder ponerles remedio? Está claro que aquí está pasando algo raro y tenemos que averiguar qué es.

Me hago y os hago todas estas preguntas porque todos hemos pasado por una situación similar, en la que nuestros sentimientos nos han impedido ver lo que nos estaba pasando. No obstante, personas de nuestro entorno cuya venda no se encuentra activada, sí que tenían una visión más clara de la realidad y de que estaba pasando. A ninguna persona se le activa la venda por las mismas razones que a otra, siempre varía aunque sea un poco.

Cierto es que no hemos nacido sabiéndolo todo y que es a base de experiencias como vamos aprendiendo, pero precisamente por este motivo no entiendo cómo es posible que la venda se vuelva a activar ante las mismas situaciones. ¿Por qué somos incapaces de darnos cuenta de que nos hayamos ante la misma piedra que nos hizo tropezar la otra vez?

Porque ese parece ser un efecto secundario de su poder. Una vez te ciega, puede que olvides lo aprendido y se vuelva a oscurecer ante una situación ya vivida o muy parecida. ¿Cómo es posible que no podamos reconocer el patrón? ¿Qué mecanismo es el responsable de volver invisible la venda para que al fin podamos abrir los ojos?

Así que he llegado a una especie de conclusión en este mar de incógnitas. Es posible que todo sea cosa de la venda, pero creo que en otras muchas ocasiones se trata más de algo que bien queda resumido en este refrán: «No hay peor ciego, que el que no quiere ver».

¡Saludos Venusianos y Venusianas!

#Ensoñaciones3 (Willy el Tuerto)

#Ensoñaciones3 (Willy el Tuerto)

Siento desilusionar a los amantes de los Goonies que hayan venido aquí buscando un relato basado en esta película, pero más vale que os avise desde el principio. He hecho esta referencia a la peli porque he querido hacer un juego de palabras entre el nombre del pirata protagonista y el tema sobre el que vengo hablar hoy: ¿trae mala suerte que te mire un tuerto?

¿Por qué se le atribuyen esos poderes malignos a las personas tuertas? Seguramente sea porque al perder un ojo resulta más difícil enfocar. Al mirar más fijamente para tratar de enfocar, antiguamente se creía que estaban echando una maldición, cuando en realidad lo único que pasaba era que intentaban no chocarse o tratar de saber si nos conocían.

Sin embargo, cabe la posibilidad de que más de una persona y de dos todavía juren que sí, que tienen poderes para echar maldiciones y que en determinadas ocasiones nos miran para jodernos la vida. Algo que pensado en frío suena un poco extraño, ¿no? ¿Es que no tienen otra cosa mejor que hacer los tuertos que dedicarse a joder la vida de los demás?

¿Solo quieren vengarse por su desgracia mandando maldiciones aleatorias? No tiene pinta, ¿verdad? En realidad, ese es el «quid» de la cuestión, que para estas personas no son aleatorias. Si se hace un sondeo seguro que hay quien preguntará cómo podemos explicar la mala suerte que parecen sufrir determinadas personas.

Porque una cosa es que se nos rompa el coche, algo que le puede suceder a cualquiera, pero tenemos que reconocer que hay gente a la que le suceden demasiadas desgracias para ser una cosa considerada como «normal». Parece que vuelve a aparecer la famosa magia mala, esa que se dedica a jodernos la vida sin que sepamos por qué.

¿Qué es lo que hace que a unas personas les pasen más desgracias que a otras? Porque está claro que las decisiones que tomamos afectan directamente a lo que nos pasa. La famosa frase de «acción/reacción». Sin embargo, creo que todos conocemos a alguna persona de nuestro círculo a la que le suelen suceder más cosas malas que a los demás, como si tuviera una especie de gafe o cenizo encima. Quiero dejar claro que no creo que haya ningún Willy el Tuerto que les eche maldiciones, pero ¿entonces qué?

#Ensoñaciones2 (La magia mal)

#Ensoñaciones2 (La magia mal)

Sí, señoras y señores, hoy he venido a enfadarme por todo aquello que no podemos explicar y nos jode sin que podamos hacer nada por remediarlo. Si la vida fuese color de rosa y todo el mundo se respetara, no habría problemas (sin querer ponerme yo demasiado melodramática).

Es posible que la publicación anterior pudiese llevar a confusión y diera la sensación de que solo existe la magia buena. No obstante, creo que también existe una magia del mal en las pequeñas cosas que nos rodean y entorpecen nuestro día a día, como una especie de equilibrio mágico.

Os hablo de esas pequeñas cosas que nos pasan, como que llegue esa semana tan importante en la que tienes muchas reuniones, en la que también tienes una prueba para coordinar un importante proyecto de traducción, y por esa magia mala que nos rodea, te pones enferma.

Tengo claro que los virus no son cosa de magia, ¿vale? No me estoy refiriendo a eso. Hablo de la casualidad/magia por la cuál enfermamos justo en uno de esos momentos tan importantes para nosotros. ¿Me tenía que poner mala justo esa semana?

Y no es lo único, ¿por qué no podemos encontrar las llaves de casa cuando tenemos prisa y necesitamos salir corriendo? ¿Por qué el día que sales con tiempo para no llegar tarde y vas andando tranquilamente hacia la parada del autobús, resulta que pasa antes y ves como pasa de largo en tu cara?

Imagino que todos os hacéis una idea del tipo de cosas a las que me refiero. Esos pequeños e injustos porqués: ¿por qué he tenido que hablar delante de toda la clase llevando un trozo de hojaldre en el diente? ¿Qué nos queda sino llorar y lamentarnos por nuestra maldita suerte?

Seguro que cada cual pensará de forma distinta, pero yo creo que estos contratiempos de la vida son los que la hacen interesante y nos hacen salir de nuestra zona de confort. No deberíamos dar nada por sentado, y deberíamos prestar mayor atención a esos pequeños detalles para poder aprender de ellos.

#Ensoñaciones1 (La magia)

#Ensoñaciones1 (La magia)

Sí que es el libre y personal el tema de hoy, ¿eh? 🙂 Pero no podéis decir que no os lo advertí. Para el primer capítulo de esta sección quería empezar a lo grande, con un tema bastante especial y creativo en el que la imaginación fuera la escritora de la entrada.

Pero… ¿existe la magia? Perdón, pido disculpas, sobre todo a los Pottéricos o Poterheads, reconozco que ha sido una pregunta tonta. Sé de sobra que todos conocemos su existencia, es más, la tenemos muy presente en nuestras vidas, excepto los muggles o moldus, que dirán que no, que es Photoshop.

Pues bien, yo quiero pensar que soy de esas personas que ven la magia por doquier, en las pequeñas cosas de la vida. Como cuando llegas tarde a coger el bus y resulta que también iba con retraso y llega a la misma vez que tú a la parada. La gente dirá que es casualidad, pero qué me decís que ha pasado cuando llegáis tarde a trabajar, aparcar está imposible, y justo en la puerta de vuestro trabajo se va uno y encontráis el sitio.

Son esas situaciones cotidianas, las que nos despiertan esa sensación de que acabamos de vivir uno de esos momentos mágicos. ¿Sabéis a lo que me refiero, no? Porque sin duda es lo que son, momentos irrepetibles y mágicos, que suceden pocas veces en la vida (puede que sea suerte y no magia, pero, ¿no son las dos lo mismo?).

Es posible que haya personas que consideren esas pequeñas cosas de la vida que no podemos explicar (y otras no tan pequeñas), como coincidencias o casualidades; o como pura magia que diríamos los más creyentes; o incluso actos divinos para los más conservadores. Pero aquí no hemos venido a juzgar su nomenclatura.

Aquí hemos venido a revindicar la magia, en sí misma, pura, natural, única y extraordinaria. La que habita en cada uno de nosotros, la que nos remenea por dentro y nos toca la patata. Porque dependiendo de los ojos con los que miremos el mundo, así será la imagen que percibamos. Así que abrid bien los ojos porque estamos rodeados de magia.

¡Hasta la próxima Venusianas y Venusianos! 🙂

P.D. No os esperabais el momento viva la magia así a lo loco, ¿verdad? Y ahí radica la magia de la vida de la que os quiero hacer partícipes. ¡Besicos!

#Venusiana

#Venusiana

Decidí que hoy fuese la primera entrada del blog por un motivo muy especial: ¡hoy es mi cumpleee! Y para celebrarlo decidí lanzarme de una vez por todas y de cabeza a este proyecto en el que llevo trabajando ya algún tiempo, pero que no parecía encontrar el momento de salir a la luz.

Para mí, septiembre suele ser un mes de comienzos. Por un lado, a nivel formativo comienzo el último año del Grado; y por otro lado, recién cumplo los 31 añitos. Por estas dos buenas razones pensé que no había mejor momento para empezar este proyecto lleno de ilusión.

¿Y por qué elegí llamarme así? La verdad que tenía pensado otro nombre totalmente distinto, de hecho ya había comenzado a escribir el blog en WordPress, pero a raíz de un curso de Aspectos Profesionales de la Traducción que se realizó en mi universidad, decidí cambiar de nombre y utilizar uno que se adaptara mucho mejor a mí.

El nombre con el que ya había empezado a publicar era Politrujamana, que proviene de trujamán, que significa traductor, por lo que trujamana sería el equivalente de traductora, y poli que indicaba que estudio cómo traducir en varias lenguas.

Al consultar este nombre recibí diferentes respuestas que iban de lo positivo a lo negativo, sin embargo cuando lo consulté con profesionales del sector me sugirieron que de cara a un público extranjero podría resultar un nombre difícil de pronunciar.

Pasé por una etapa de búsqueda y comparación de información en blogs de otros traductores o de marketing, y así recogí ideas para poder crear un nombre que me representara. Me costó decidirme por este nombre porque no solo tenía que ser un nombre que me gustase a mí, sino que tenía que ser fácil de recordar por mi público objetivo.

Venusiana, es un apodo que llevo utilizando en las redes desde hace mucho tiempo, incluso es mi nombre alternativo en whatsapp. La gran mayoría de mis compañeros de promoción me conocen con este sobrenombre, así que pensé que era una opción más sencilla y que me representaba mejor.

Aquí os dejo una pequeña lista con los sitios que a mi parecer me resultaron más útiles y que espero que a vosotros también os sirvan:

-Mglobal, Marketing Razonable → Name & Company:

https://mglobalmarketing.es/blog/naming-elegir-nombre-de-marca-empresa/

-Traducir para contarlo → Con el nombre hemos topado:

https://traducirparacontarlo.wordpress.com/2011/09/05/con-el-nombre-hemos-topado/#ampshare=https://traducirparacontarlo.wordpress.com/2011/09/05/con-el-nombre-hemos-topado/

-Traducir & Co → El origen del nombre de algunos blogs de traducción:

https://traducirco.com/el-origen-del-nombre-de-algunos-blogs/

-En la luna de Babel → Lo que esconde un nombre:

https://enlalunadebabel.com/2014/01/14/lo-que-esconde-un-nombre/amp/

-Weebly → ¿Por qué es importante el vínculo entre tu marca y la psicología del color para tus productos?:

http://es.weebly.com/blog/psicologia-color